Archivos

Voy a una escuela de modelaje, a ver si rebajo esta panza…


Ya no tenía contratos y la que en su día protagonizara un catálogo de Armani se dedicaba ahora a vender pases de discoteca. “Está demasiado delgada”, alegaban.

Una frase que alertó a su madre, conocedora de que la delgadez es un valor en alza en el mundillo de la moda, en el que se movía su hija desde los 13 años.

Pero fue demasiado tarde. Medía 1,74 metros y apenas pesaba 40 kilos; estaba tan debilitada que tenía problemas respiratorios, de tensión arterial baja y una infección generalizada.

La anorexia se lleva a una modelo de 21 años

Enseñar Más

Artículos Relacionados

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Close